¡Bienvenidos al nuevo blog de Driver in Mendoza! En este espacio compartiremos reseñas, historias, sitios de interés e información en general que pueda ser de ayuda para todas aquellas personas que desean visitar nuestra ciudad en el futuro.

En esta primera edición, recorremos juntos las tres principales regiones vitivinícolas de Mendoza: sus diferencias, similitudes, paisajes, sus bodegas y etiquetas más conocidas. Las regiones de las que hablaremos en este artículo son: Maipú, Luján de Cuyo y Valle de Uco.

  1. Maipú: Todo lo que debes saber sobre la primer región vitivinícola

Primero que nada, debes saber que Maipú es un departamento en la provincia de Mendoza que fue creado en el año 1858, dato que no es menor al hablar de la larga trayectoria vitivinícola en Argentina. Incluso antes de su creación formal como municipio la zona es pionera en la región en lo que producción de vinos argentinos respecta. En nuestros wine tours por esta región, nos gusta destacar la manera en la que usted encontrará un gran mix de bodegas: desde las más antiguas e históricas, hasta las más modernas e innovadoras. La región cuenta con 154 bodegas y 35 olivícolas, muchas de ellas abiertas al turismo nacional e internacional. Las bodegas más visitadas por los pasajeros de Driver in Mendoza son: Familia Zuccardi, Rutini, El Enemigo (Casa Vigil), Trapiche, y Trivento, entre otras.

La región gozó de una reputación intachable al convertirse en la zona industrial más rica de la vitivinicultura argentina, incluso en la actualidad Maipú está en el primer lugar del mapa olivícola de la provincia por una significativa producción y calidad de aceitunas, que ha marcado la elaboración de decenas de productos derivados del olivo como aceites, aceitunas y hasta productos de cosmética. La geografía de esta localidad se caracteriza por ser una llanura dentro del territorio mendocino, lo que junto a los ríos que atraviesan la región han permitido un desarrollo óptimo de la agricultura principalmente para la vid, los olivos y otras frutas y hortalizas.

2. Luján de Cuyo: un clásico imperdible del Malbec, desde Agrelo hasta Las Compuertas

Ubicado a orillas del río Mendoza se encuentra el departamento de Luján de Cuyo, tierra del mundialmente famoso Malbec. Una región conocida por sus bodegas famosas y paisajes increíbles que se unen con las viñas y los Andes. Este departamento de la provincia de Mendoza está ubicado a solo 19km al sur de la capital y ha logrado posicionarse como uno de los destinos más elegidos por los turistas que visitan Mendoza. Luján de Cuyo parece reunir lo mejor de Mendoza: montaña, río, viñedos y bodegas, embalses y hasta cuenta con uno de los centros gastronómicos más importantes de Mendoza: la pintoresca localidad de Chacras de Coria es un pequeño centro urbano siempre a la vanguardia de las últimas tendencias gastronómicas, ‘Chacras’ como le llamamos los mendocinos se ha convertido en uno de los destinos imperdibles para aquellos que nos visitan. Una cena en esta localidad seguido de un paseo por su plaza principal es un must.

Por otro lado, cabe destacar a la famosa región de Agrelo en el mundo del vino, destacada por su producción de Malbec de alta calidad cuenta con su propia denominación de origen controlado desde el año 1989, convirtiéndose en la primera región de Mendoza en recibir esta importantísima distinción. Agrelo alberga en su territorio algunas de las bodegas más importantes de Mendoza como Catena Zapata, Viña Cobos, Chandon, Dominio del Plata, Ruca Malen y Pulenta Estate, entre otras. Sin embargo, a pesar de que esta es la región más conocida de Luján, no podemos olvidar que en este departamento también se encuentran otras reconocidas bodegas como Lagarde, Luigi Bosca, Norton y Nieto Senetiner, entre una decena de otras bodegas grandes, medianas y pequeñas.

3. Valle de Uco: vinos de altura inspirados en la Cordillera de los Andes

El mundialmente famoso Valle de Uco se encuentra a 90km de la Ciudad de Mendoza y se extiende a lo largo de tres departamentos de la provincia: Tupungato, Tunuyán y San Carlos. La más nueva e innovadora región en la industria vitivinícola de Mendoza, especializada en vinos de altura, está localizada a una altitud de 1.200 metros. Valle de Uco es una zona que ladea la cordillera de los andes y, por ende, se caracteriza por altitudes que oscilan entre los 900 y 1700 metros de altura. Es la óptima combinación de condiciones climáticas y geográficas: gran altura, 250 días soleados al año, poca lluvia y amplitud térmica, entre otras, que hacen de los vinos de Valle de Uco únicos en el mundo.

Dentro del Valle de Uco, por supuesto que existen micro regiones como Gualtallary o el Paraje Altamira, micro regiones que se destacan por tener pequeñas diferencias respecto del terroir de otras zonas del Valle de Uco. Diferencias que en el resultado final de cada etiqueta parecen no ser tan pequeñas y es por esto, que cada una de estas regiones se encuentra luchando desde hace algunos años para obtener su propia denominación de origen controlado. Entre las bodegas más visitadas del Valle de Uco se destacan Salentein, Andeluna, Monteviejo, La Azul, Piedra Infinita de Zuccardi, Clos de los Siete y Piedra Negra.

Esta zona, sede del enoturismo de lujo en Mendoza, no sólo se erigen grandes bodegas de peso internacional, sino que, además, en la zona cada vez son más los desarrollos hoteleros de lujo especializados en proveer una wine experience en Mendoza, ejemplo de estos resorts son complejos como The Vines, Casa de Uco, Casa Petrini, Posada Salentein, Lodge Atamisque y Alpasion Lodge, entre muchos más.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.